ANTIOXIDANTES Y SU IMPORTANCIA PARA NOSOTROS

 

¿Como mejorar la calidad de vida?

Actualmente, como consecuencia del desastre ecológico en nuestro planeta se ha dado prioridad a los aspectos del funcionamiento correcto del organismo humano. El deterioro en la calidad del agua potable, del aire y de los alimentos, el aumento en el costo de los medicamentos así como entornos de tensión y estrés han llevado a la necesidad de diseñar sistemas de protección de la salud humana, tanto a nivel individual, como colectivo.

Los equipos de elaboración de Aguas Electroactivadas (Natura, Vita, Sany y Desy) son los sistemas primordiales para asegurar la vida humana sana.

Las investigaciones realizadas en diferentes regiones del mundo confirman con certeza, que los factores primarios de varios cambios negativos en el organismo humano, son cambios en las propiedades físicas de los líquidos fisiológicos, que constituyen la mayor parte de nuestro cuerpo.

El potencial de óxido-reducción (Redox) de los líquidos fisiológicos mencionados (se mide en milivoltios) tiene un valor negativo (aproximadamente - 250mV negativo) y una estructura de agrupaciones moleculares (clusters) de no más de 5 a 6 moléculas de agua por grupo lo que se refleja en la elevación de la energía interna. Los factores mencionados, según la medicina moderna, son de vital importancia para cualquier sistema vivo.

Hay que recordar que el agua de la actualidad (de la llave o embotellada) tiene Redox positivo con valores entre +200 mV y +400 mV y sus clusters (agrupaciones de moléculas) contienen de 10 a 12 moléculas.

Hoy en día existen diferentes métodos que permiten obtener los líquidos biológicamente activos con un Redox negativo y estructura de micro agrupaciones (clusters) de 5 o 6 moléculas. Sin embargo, ninguno de estos métodos permite garantizar la activación profunda. No obstante con la Tecnología de Activación Electroquímica (AEQ) sí se logra.

En la actualidad se conocen tres procedimientos usuales en caso de detectar una enfermedad:

  • Suministro de medicamentos por vía oral
  • Inyección de los medicamentos por medio de la jeringa
  • En los casos graves, suministro de soluciones por medio de sistemas intravenosos

En todos los casos mencionados el Redox de las soluciones médicas es positivo al igual que de todas las marcas de agua potable (destilada y embotellada) obtenidas con diferentes métodos, mientras que el Redox del ambiente interno del organismo, tiene un valor negativo (aproximadamente –250 mV negativos).

Esta propiedad (Redox positivo) afecta severamente nuestro organismo. Como resultado del uso de las aguas y soluciones habituales las estructuras biológicas del organismo (membranas celulares, organelos de la célula, ácidos nucleicos y otros) sufren destrucción oxidativa. Así el organismo se desgasta, envejece y los órganos vitales no funcionan adecuadamente.

Pero estos procesos de deterioro pueden ser retardados si al organismo se le suministra el agua con las características semejantes al ambiente interior del mismo, o sea, agua electroactivada y con Redox negativo. Esto se logra al consumir Agua Activada Natura (A.A. Natura) la cual tiene Redox en el rango de 0mV a -100mV negativos.

El ser humano al consumir el agua con un Redox más negativo que su organismo, se carga de energía que es aprovechada por las células, actuando como una reserva energética de la “Defensa Antioxidante” contra los efectos nocivos del medio ambiente. Esto se logra en el caso del consumo de Agua Activada Vita (A.A.Vita) que tiene el Redox en el rango de -300mV a -600mV negativos.

Por ejemplo, se descubrió, que dándoles de beber A.A. Vita con un Redox de
-450mV negativos a ratones después de haber sido radiados con una dosis mortal de rayos X, la mortalidad disminuyó de 96% a 10% en comparación con el grupo de control, al cual se le suministraba el agua normal (no activada) de la red y con Redox positivo. A este efecto se le denomina “Defensa Antioxidante”.

Pero antes de hablar sobre antioxidantes, es necesario explicar qué son los radicales libres.
Los radicales libres son sustancias peligrosas formadas por compuestos inestables, los cuales “roban” los electrones de las células sanas y así las oxidan, acelerando el proceso de envejecimiento y aumentando el riesgo de desarrollar

cáncer y otras enfermedades crónicas. La cantidad de radicales libres se incrementa al ingerir alimentos con grasa y/o azúcar y al vivir en un ambiente contaminado por sustancias tóxico-químicas, que pueden estar en el aire y en el agua.

El debilitamiento de las fuerzas de defensa del organismo humano, incluyendo la reducida actividad del sistema antioxidante, se produce por la radiación, rayos UV, enfermedades infecciosas, tensiones, adicción al tabaco, alcohol así como por una mala alimentación. Como resultado, en el organismo se incrementa el contenido de los radicales libres (anión radical superoxidante, radical hidroperoxidante, peróxido de hidrógeno, radical hidroxilo y otros), lo que provoca serios cambios patológicos y enfermedades como la arteriosclerosis, enfermedades inflamatorias, formaciones tumorales malignas y envejecimiento prematuro entre otros.

Los líquidos antioxidantes anteriormente mencionados poseen características, que permiten obtener efectos antiarterioescleróticos, anticancerígenos y antialergénicos, que protegen las estructuras celulares de los daños que provocan los radicales libres, lo que ayuda al ser humano a evitar las enfermedades.

¿Cómo actúan los antioxidantes?

Los antioxidantes proporcionan electrones a los radicales libres, neutralizándolos. Los líquidos biológicamente activos de nuestro organismo contienen cierta cantidad de antioxidantes lo que favorece la neutralización de los radicales libres, pero los productos alimenticios con alto grado de acidez (incluyendo los refrescos), contaminación del medio ambiente y del agua aumentan notablemente el contenido de radicales libres en el organismo.

Una manera segura de fomentar la “Defensa Antioxidante” es consumiendo el agua electroactivada, es decir, agua con un Redox bajo, agrupaciones de moléculas (clusters) de tamaño disminuido y estructuras moleculares modificadas. El A.A. Natura (agua para beber) y A.A.Vita (para uso dosificado) poseen estas características. Esta última supera en más de 160 veces la efectividad de los antioxidantes convencionales (pastillas, cápsulas, soluciones inyectables, emulsiones, etc.) En otras palabras, el efecto de ingerir un vaso de A.A.Vita es equivalente a consumir 800 pastillas antioxidantes.

Según la experiencia mundial, el consumo de agua electroactivada por medio de la Tecnología AEQ contribuye a:

  • Funcionamiento eficiente de los procesos metabólicos
  • Fortalecimiento del sistema inmunológico
  • Disminución de las alergias
  • Mejoramiento significativo en la actividad del intestino grueso
  • Optimización del rendimiento intelectual
  • Retraso del proceso de envejecimiento
  • Eliminación de los trastornos provocados por el efecto de los radicales libres
  • Prevención y eliminación de diversos padecimientos crónicos.
  • Mejoramiento del estado general de salud

Información adicional sobre el Agua Activada Vita

La suma de propiedades electrodonantes (antioxidantes) del A.A. Vita, al ser consumida en las dosis óptimas actúa de la siguiente manera:

  • Acelera los procesos fisiológicos de reparación y regeneración de células.
  • Estimula las síntesis del ADN (prueba H3-timidinoide).
  • Posee función inmunocorrectiva.
  • Fortalece la función desintoxicante del hígado (eleva el nivel de citocromo P-450 al 2-2.5 veces).
  • Estabiliza la penetración de membranas celulares (logra una disminución de la cantidad de los ácidos grasos no-saturados y aumento de ácidos grasos saturados, modificando la fase lipídica de las membranas por el aumento de micro-viscosidad, lo que ayuda a normalizar los procesos de oxidación por peróxido de los lípidos).
  • Normaliza el potencial energético de las células.
  • Aumenta el suministro energético de las células por medio de la estimulación y vinculación de la respiración con los procesos de fosforilización oxidante.